Historia



LA SCHOLA CANTORUM DE BURGOS



Esta Institución nace en 1884 de la mano del músico Eibarrés D. Teodoro Lluch Ezpeleta, con el nombre de ORFEÓN DEL CIRCULO DE OBREROS DE BURGOS.
Ya en 1900 y teniendo como director al eminente folklorista D. Federico Olmeda, la coral cambia de nombre por el de ORFEON DE SANTA CECILIA.
En esta época pasaran por sus filas eminentes músicos como el burgalés, D. Rafael Calleja, gran compositor y uno de los músicos que más colaboró en la recopilación del Cancionero de la Montaña o Cancionero de Cantabria. Otro importante músico de aquella época lo constituye la figura de D. Antonio José Martínez Palacios, importante sinfonista y compositor burgalés, así como su maestro el guipuzcoano D. José Mª Beobide de Gordiburu.
En 1932 y bajo la batuta de D. Luis Belzunegui, cambia nuevamente de nombre, por el que actualmente tiene.
Entre los directores más importantes destacan D. Joaquín Artola, D. Miguel Castañeda, P. Javier Cuevas entre otros.
En la actualidad la SCHOLA CANTORUM DE BURGOS, está dirigida por la profesora Dª. María José Barrio Morquecho.
Esta Coral, cuenta con numerosos premios y condecoraciones, entre los que cabe destacar el "Título de Buen Vecino de la Ciudad de Burgos". En el 2004 le fue concedida la "Medalla de Oro de la Provincia de Burgos", en 2010 la "Medalla de Oro de la Ciudad de Burgos" y en 2018 el Báculo de Oro de San Lesmes.
En la actualidad la Schola Cantorum de Burgos, cuenta con 40 componentes.
La Schola Cantorum de Burgos ha llevado la música coral por buena parte de los países europeos, así como la práctica totalidad de las provincias españolas. Con sus 135 años de existencia ininterrumpida, es la Coral u Orfeón más antiguo de Castilla y León y uno de los más antiguos de España, siendo referente en Burgos y su entorno, por su gran archivo musical y los datos históricos de la música coral en Castilla.

LOS DIRECTORES 


TEODORO LLUCH AZPELETA.

Natural de Álava. Presbítero y músico. Fundador de La Capilla Musical de San Pedro, en Vitoria, tan merecidamente aplaudida en aquella ciudad y también en Burgos, pues intervino algunas veces junto al Orfeón y Orquesta del Colegio de San Luis, en Bayona. Y con su celo infatigable y una laboriosidad que le honraba, fundo nuestro Orfeón del Círculo de Obreros, siendo su primer director. D. Teodoro Lluch, al dar vida a este orfeón, creaba el primer Orfeón de Castilla y León y uno de los primeros de la Península Ibérica.



FEDERICO OLMEDA SAN JOSE.

Nació en el Burgo de Osma, el 18 de julio de 1865, donde realiza su carrera eclesiástica y musical, con estudios de violín y órgano. En 1887 obtiene la plaza de organista en la Catedral de Tudela, al tiempo que obtenía la de la Catedral de Burgos. Y es a esta ciudad donde viene, siendo desde entonces, el catalizador y alma de toda actividad y realización musical. Así, es nombrado director artístico honorario del Orfeón Burgalés, director de la Academia Municipal de Música y durante muchos años (de 1892 a 1907), profesor instrumental y vocal en las escuelas del Círculo Católico de Obreros, dirigiendo con brillantez el Orfeón Santa Cecilia del Círculo, al que nuevamente funda en 1900.

Sin duda, fue una suerte y todo un lujo para el “Orfeón, Santa Cecilia” haber tenido como profesor y director al maestro F. Olmeda y, desde la legal sucesora “Schola Cantorum”, que queremos recordar y reclamar para este singular músico, el puesto que merece entre los prohombres de Burgos, ciudad donde dejará un imperecedero recuerdo de sus altas condiciones artísticas y su extraordinaria capacidad, unidas al más exquisito gusto.




JOSE JOAQUIN ARTOLA.

Natural de Azkoitia (Guipúzcoa) y hombre de reconocido prestigio musical en nuestra ciudad. Director del “Orfeón Burgalés”, con el que cosechó varios triunfos, como el obtenido en Pamplona, en un Concurso Internacional de Orfeones en 1894. Profesor de Música por oposición de la Escuela Normal y Director del Orfeón Santa Cecilia desde 1912 a 1920, habiéndole dirigido de forma esporádica entre los años 1906 a 1911.




JOSE MARIA BEOBIDE DE GOIBURU.

Nacido en Zumaya (Guipúzcoa) en 1882, gran organista y músico de especial sensibilidad, que compuso innumerables obras. Profesor del Real Colegio de Alfonso XII en El Escorial, realizó estudios en Madrid y Quito y como discípulos aventajados tuvo a Antonio José y a Gonzalo Arenal. Consiguió la Cátedra de música de la Escuela Normal del Magisterio en Pamplona, con la calificación de “nomine discrepante”. Organista de la iglesia de la Merced, profesor de música en los Colegios del Círculo y director del Orfeón del Círculo.





PEDRO DE LARDIZÁBAL S.J.

Nacido en Coboure el 13 de julio de 1880. Es nombrado Consiliario del Círculo desde 1921 a 1928. Dirige repetidas veces al Orfeón ante la carencia de directores que puedan hacerse cargo del mismo, haciéndolo por primera vez en mayo de 1921, recién venido a Burgos.





LUIS BELZUNEGUI ARRUTI.

Nace en Pamplona en 1904. Inicia su andadura con la música en los coros parroquiales de la capital navarra. Se prepara para lo que será una intensa vida sacerdotal. Al mismo tiempo, en el Conservatorio de su ciudad realiza estudios de solfeo, piano, violín y órgano. Canta de solista en el “Orfeón Pamplonés” y compone el Himno a Navarra. Llega a Burgos en 1926 ejerciendo de organista de nuestra Catedral, para luego ser Maestro de Capilla. En 1933 en colaboración con el hermano Ángel Martínez y algunos socios del Círculo entusiastas de la música, refundan el Orfeón, al que nombran “Schola Cantorum”. Con su enorme capacidad de trabajo, forma nuevamente la “Orquesta Santa Cecilia”. Participa en la creación y fundación de la Escuela de Música de Burgos, auténtica base desde la que se formó el Conservatorio de Música.




CLEMENTE IGLESIAS SAEZ.

Nace en Burgos en 1908. Su padre e socio del Círculo y él recibe clases del memorable hermano Ausencio. En 1922 es componente infantil del Orfeón Santa Cecilia, aprendiendo solfeo y piano con el maestro Beobide. Fue nombrado Director de la Schola en 1939, ya que don Luis Belzunegui está saturado de trabajo, atareado en la dirección de la Orquesta, Banda y en las clases del colegio del Círculo, sin olvidar las distintas ocupaciones en la Catedral. D. Clemente abandonará la dirección de la Schola en 1946, dejando tras de sí una Coral en pleno auge y entusiasmo.




FRANCISCO MARTINEZ.

Nace en Burgos, y recibe clases de música y violín dentro del seno de la Schola Cantorum y de la mano de don Luis Belzunegui. Combina el desarrollo de sus aptitudes musicales con el trabajo en un comercio de la ciudad, para, posteriormente, ingresa en el Ejército como músico de la Banda de Ingenieros. Es nombrado Director de la Schola Cantorum en 1946, continuando la labor emprendida por su antecesor en el cargo, don Clemente Iglesias. Don Francisco Martínez, ante la escasez de medios que aquellos años deparan, copia manualmente multitud de partituras, que luego sus “muchachos” ensayarán. En 1952 es destinado al Gobierno Militar de Barcelona, con lo que perdimos un Director “hecho en casa”.




PADRE LUIS MARIA ARBEO S.J.

Nace en Bilbao y desde niño aprenderá piano, así como otros instrumentos musicales. Ingresa en el seminario de la Compañía de Jesús con diecisiete años, continuando sus estudios de música de la mano del padre Prieto, compositor y afamado músico, lo que le convierte en un entusiasta de la música coral. Llega a Burgos en los comienzos de los años cincuenta y pronto es nombrado auxiliar del Padre Calzada, que era entonces Consiliario del Círculo. En los comienzos de 1952 toma las riendas de la Schola Cantorum y aumentará de manera muy considerable el repertorio musical de la coral, con obras de su Vizcaya natal y otras de carácter religioso, destacando una colección prácticamente inédita del que fuese su profesor padre Prieto. Es en esta época cuando el padre Arbeo convierte a la Schola Cantorum en coral mixta de hombres y mujeres. Deja la dirección de la Schola en 1953, al ser nombrado para dicho cargo don Fernando González.




FERNANDO GONZALEZ ORTIZ.

Nace en la localidad burgalesa de Covarrubias. Ingresa en el seminario, donde aprenderá y desarrollará el instinto musical que siempre tuvo. Había dirigido algunos coros en la ciudad y gozaba de una buena reputación en los corrillos musicales burgaleses. Avalado por ello, llega en 1953 a la Schola, con tan solo treinta años de edad. A lo largo de los diez años que dirigió la Coral, se consiguieron importantes triunfos, siendo el artífice del resurgimiento de la Schola Cantorum, sacándola de la apatía e incorporando nuevos elementos técnicos y estéticos, hasta conseguir una nueva imagen de la misma, una imagen acorde con los tiempos.




PEDRO LUIS DOMINGO.

Nace en Burgos el 3 de julio de 1941 y estudió el grado elemental de música en el Conservatorio de la ciudad. Cursa la enseñanza de violín y piano, especialidades que le serán convalidadas en Madrid. Se integra como miembro en la Schola Cantorum, siendo nombrado subdirector, para en 1963 pasar a dirigir dicha masa Coral hasta 1964, cesando al ser admitido en el Real Conservatorio de Música de Madrid y cursando allí estudios superiores de piano, violín, armonía, composición, contrapunto y fuga, así como la carrera elemental de órgano. Completa sus estudios musicales en Florencia y Paris. El 7 de septiembre de 1969 dirige la Compañía de Ópera Española “Isaac Albéniz” en los Festivales de España de aquel año. Es Maestro concertado en el Teatro Español y ayudante del Maestro Carmelo Alonso Bernaola. De su dirección y buen hacer de este burgalés, saben sobradamente la Compañía Lírica Nacional y la Compañía Lírica Barbieri que en la actualidad dirige.




SALVADOR VEGA CARRERAS.

Nace en Madrid en 1928. Desde la más tierna edad, es educado musicalmente por su madre, quien le enseña los primeros pasos al piano. En 1938 llega a Burgos. Con los maestros Quesada y Estefanía prepara estudios de solfeo, armonía y violín. En el Real Conservatorio de Madrid, continúa sus estudios de violín en la cátedra de Luis Antón. Más tarde finaliza los de armonía, contrapunto y fuga, composición e instrumentación con Juan Esteve Galán, a la sazón catedrático del Conservatorio de Bilbao. En 1954 y por oposición, consigue la Cátedra de Violín del Conservatorio de Burgos. De 1964 a 1965 dirige la Schola Cantorum. Desde 1965 a 1980 es el Orfeón Burgalés quien experimenta un relanzamiento, bajo la batuta del maestro Vega. Es nombrado Director del Conservatorio de Burgos y en 1977 funda la Orquesta de Cámara de dicha institución.




MIGUEL CASTAÑEDA SANCHO.

Nace en Burgos el 15 de diciembre de 1934. Comienza sus estudios de música y da sus primeros pasos como organista a los 6 años de la mano de su tío don Miguel Sancho, organista y coadjutor en la iglesia de San Lorenzo. Pronto llegará su época de seminarista, donde alternará los estudios eclesiásticos con los de piano y órgano. Cursa estudios musicales con don Domingo Lázaro, que fue profesor de música de Cámara en Córdoba y profesor del Conservatorio de esa ciudad. En 1956 se ordena de Sacerdote. En 1958 gana las oposiciones de organista de nuestra catedral. Más tarde ejerce como profesor de piano en el Conservatorio de Burgos. El 28 de agosto de 1965, se hace cargo de la Schola Cantorum. En agosto de 1970 nuestra coral acude al Festival de Habaneras de Torrevieja y consigue la Medalla de Bronce en Polifonía. Al año siguiente se tiene una destacadísima actuación en el III Certamen de la Canción Vasca, en Tolosa.




FELIPE DE JESUS FERNANDEZ GIL.

Nación en la localidad burgalesa de Santo Domingo de Silos el 5 de febrero de 1939. Ingresó con muy corta edad en ese Monasterio Benedictino, donde aprendió sus primera notas de música. Fue director de la Schola Cantorum durante cuatro meses, renunciando a su cargo al contraer afección de garganta, lo que le impedía desarrollar con normalidad su cometido en la dirección.





CARMELO VEGA ORTEGA.

Nación en Burgos en 1934 dentro del seno de una familia del Círculo Católico, pues ya sus abuelos eran socio de esta entidad. A los nueve años ingresa en el Seminario de San José en Burgos, ordenándose sacerdote en 1957. Recibe clases de música del maestro Bravo y de don Domingo Lázaro. Con don Luis Belzunegui estudia tres años de piano y armonía. En 1978 es nombrado director de la Schola Cantorum del Círculo, donde realiza un trabajo harto difícil y arduo, desde la humildad y la bondad, que siempre le han caracterizado.




HERACLIO RESINES RELLOSO.

Nace el 2 de marzo de 1938 en la localidad burgalesa de Villate de Losa en el seno de una familia muy religiosa. Ingresa en el Seminario Menor de Burgos con tan sólo trece años, donde cursa estudios eclesiásticos, ordenándose sacerdote el día 25 de julio de 1964. Se incorpora a al Schola Cantorum como Subdirector, ejerciendo como Director en los años 1981 y 1982, siendo nuevamente Subdirector en la época del padre Javier Cuevas.





PADRE JAVIER CUEVAS MARIN O.C.D

Burgalés nacido el 7 de diciembre de 1935 en el barrio del Hospital del Rey, de familia humilde y trabajadora. Su padre, don Máximo, era socio del Círculo, componente de la Schola Cantorum durante varios años y trabajador de la Imprenta Monte Carmelo. Estudió solfeo, pano y música coral en el Real Conservatorio de Oviedo, así como estudios de órgano de la mano de don Julián G. Rodríguez y de don Jesús Yanguas. Igualmente recibe estudios de armonía y composición, contrapunto y fuga, en la cátedra de don Luis Aramayona. Posteriormente con el profesor Johannes Witten estudia dirección coral y se especializa en canto gregoriano con Dom Mocquereau y el padre Manzárraga. Es ordenado sacerdote en 1957 y pocos años después, es enviado a Montevideo (Uruguay) donde ejerce como organista. En 1981 regresa a su tierra natal, y al año siguiente toma las riendas de la Schola Cantorum, de la que será su Director hasta el día de su muerte el 11 de abril de 1996. Al padre Javier le gustaba decir “la clave del éxito es el interés”, frase que más de una vez le fue publicada. En efecto, él era un hombre con un interés en lo musical muy desarrollado, exigiendo lo mismo de la Coral.




MARIA JESUS GARCIA DE LA MORA.

Nacida en Burgos, cantó como contralto en el Orfeón Burgalés. Erudita y especializada principalmente en música del Renacimiento recaló en la Schola Cantorum avalada precisamente por su larga carrera musical, tanto como profesora del Conservatorio de Burgos y de la Escuela Universitaria del Magisterio, así como fundadora y directora de varios grupos corales, destacando el grupo de música antigua “Antonio de Cabezón”, “Coral Universitaria Francisco Salinas” y “Coral Virovesca”, de Briviesca. En 1996, se nombra Directora de la Schola Cantorum y como subdirectora se incorpora doña María José Barrio Morquecho. En sus ciento doce años de historia de la Coral del Círculo, es la primera vez que ésta la dirige una mujer y se abre un nuevo camino hacia la ilusión.